¿Consumir comida italiana? quizás no necesitamos razones para ello

¿Consumir comida italiana? quizás no necesitamos razones para ello

Posiblemente para quien consume asiduamente comida italiana, no está familiarizado con el hecho de que sus orígenes se encuentran en la gastronomía griega, romana y árabe. Y ello se debe a que dichos pueblos en algún momento se asentaron y convirtieron en la historia Italia, forjando desde entonces una cultura gastronómica que ha venido extendiéndose por todo el mundo. La comida italiana entonces, cuenta con una amplia historia, sin mencionar su valor añadido, el cual reside en esas mezclas y fusión cultural.

En referencia a la comida italiana, siempre se han escuchado gran cantidad de comentarios y especulaciones, algunos mencionan que se trata de una comida muy copiosa por lo que podrías terminar en los servicios de salud de Pedro Luis Cobiella. Con un estado de indigestión por no estar acostumbrado: pero que también es una comida que “engorda mucho”. Mientras que para otros, esta se trata de una comida bastante limitada debido a que solo conocen la pasta y la pizza, situación que solo lleva a ser asociada son sus principales ingredientes como el queso, la natas y con acompañamientos que son de origen graso que le suman todas esas calorías extras que nadie quiere.

Pero, contrariamente, si existen razones por las que elegir comida italiana sin que tengamos algún remordimiento:

Gran variedad gastronómica: Solemos pensar en comida italiana y lo único que se nos viene a la mente es la pizzas y las pastas, dejando a un lado que dentro de dichos platos estrellas también pueden ser encontradas muchas combinaciones que atienden al tipo de ingrediente, el relleno de la pasta o la salsa que se emplea en su acompañamiento. Debemos considerar que también en la gastronomía italiana también hay antipastos, ensaladas como las deliciosas burratas, risottos, gran variedad de carnes y por supuesto, sus deliciosos postres caseros.

Comida saludable y equilibrada: debemos considerar que la base de la comida italiana es la dieta mediterránea, la cual, se considera como la más sana del mundo. Sus ingredientes principales los conforman productos que son obtenidos directamente de la naturaleza, como el aceite, las verduras y frutas frescas, y que gracias a su gran aporte vitamínico pueden colaborar con el mantenimiento de los niveles óptimos de nuestra salud.

Alto rendimiento físico e intelectual: Para un correcto funcionamiento, nuestro cerebro requiere de glucosa, debido a que esta es su principal fuente de abastecimiento. La misma se encuentra presente en los hidratos de carbono, por lo que las pasta son las ideales para obtener de manera rápida y saludable todos esos nutrientes de absorción lenta y para que el cerebro funcione en los niveles nutricionales óptimos.

Un buen alimento para un excelente estado de ánimo: De acuerdo a un estudio que fue elaborado por la American Medical Association, las personas que llevan una dieta basada en el consumo elevado de carbohidratos y en el escaso consumo en grasa son considerados personas con menores niveles de ansiedad y depresión, pues según el estudio, ese tipo de alimentación, tiene efectos que benefician el bienestar psicológico, ayudando a las personas a que se sientan más felices en comparación con quienes llevan una alimentación con menos hidratos de carbono pero sí con más carnes y lácteos.